TEJIDOS DE PROTECCIÓN PARA POLICÍA Y EJÉRCITO

Este sector requiere la última tecnología en tejidos, sin olvidar el confort, la resistencia y la transpirabilidad.

Por regla general, todos los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado, o del sector privado, deben ir equipados con la máxima protección en dependencia de sus cargos y funciones. La industria textil se ha adaptado para ofrecer tejidos técnicos que cubren múltiples necesidades como la protección ignífuga, repelencia a la gasolina, desarrollos “anti cócteles molotov”, tejidos impermeables, de alta tenacidad, fibras resistentes a tensiones extremas, etc.

En las divisiones militares existen factores muy importantes a tener en cuenta a la hora de concebir un tejido de protección. Las condiciones con las que trabajan en este sector nos llevan al desarrollo de nuevos tejidos. Diseños que parten de tejidos técnicos básicos, hasta llegar a la tecnología textil más puntera. Así es como se desarrollan tejidos mimetizados que se camuflan y se adaptan al entorno, o tejidos anti-infrarrojos que ocultan al usuario para evitar ser detectado por visión térmica.

Marina Textil colabora con distintas universidades europeas e institutos de investigación textil para poder ofrecer estos tejidos técnicos de alta tecnología, sin dejar de lado los conceptos básicos que todo tejido tiene que cumplir, cómo son un buen confort y la correcta transpirabilidad.

Estos son los tejidos ignífugos que Marina Textil ha desarrollado para la policía y el ejercito. Pulse sobre cualquiera de ellos para conocer sus especificaciones.

NORMATIVAS QUE DEBEN CUMPLIR LOS TEJIDOS DE PROTECCIÓN PARA POLICÍA Y EJÉRCITO