TEJIDOS IGNÍFUGOS PARA ZONAS ATEX

Los tratamientos con fluoro-carbono evitan que ciertos líquidos, como ácidos, penetren en el tejido.

Las zonas Atex hay que tratarlas como zonas con alto riesgo de explosión. Pueden considerarse empresas de este sector aquellas que tratan: fabricación de explosivos, refinerías, químicas, fabricación y manipulación de productos químicos volátiles, almacenes de gas, fabricación de alcohol o destilerías, almacenes de combustibles, silos, u otro tipo de productos inflamables, etc.

También deben protegerse aquellas empresas que tienen que acceder a estas instalaciones como por ejemplo las empresas de mantenimiento, ingenierías, empresas auditoras, etc.

En este sector el equipo de protección individual (E.P.I.) tiene la función de evitar que una chispa causada por carga electroestática cause una deflagración (con posible posterior explosión). Además, como riesgo añadido, en muchas ocasiones también deberá de proteger frente salpicaduras de determinados productos (por ejemplo, ácidos), por lo que es necesario que los tejidos lleven un tratamiento de fluoro-carbono, que minimiza el riesgo de penetración de dichos líquidos y facilita su mantenimiento. Este tipo de tratamiento deberá ser siempre reactivado en el proceso de mantenimiento industrial.

Estos son los tejidos ignífugos para zonas Atex que Marina Textil ha desarrollado. Pulse sobre cualquiera de ellos para conocer sus especificaciones.

NORMATIVAS QUE DEBEN CUMPLIR LOS TEJIDOS IGNÍFUGOS PARA ZONAS ATEX